Search
domingo 12 julio 2020
  • :
  • :

«GRANJA SUSTENTABLE EN LA LIGUA: CON 2 LITROS DE AGUA DIARIOS PAREJA DE EMPRENDEDORES PRODUCE FORRAJE HIDROPÓNICO PARA 140 ANIMALES»

GRANJA SUSTENTABLE EN LA LIGUA: CON 2 LITROS DE AGUA
DIARIOS PAREJA DE EMPRENDEDORES PRODUCE FORRAJE

HIDROPÓNICO PARA 140 ANIMALES

“Granja La Pachamama” se llama el emprendimiento sustentable que por estos
días está
dando que hablar en la comuna de La Ligua, gracias a un novedoso y efectivo
sistema de
alimentación para los 140 animales que conforman su producción ganadera.
Se trata del proyecto que llevan adelante Macarena Valdés y su esposo Marco
Aceituno,
quienes junto a sus tres hijos –de 8, 6 y 4 años- decidieron emigrar de la
comuna de
Colina, lugar donde residían, luego de una desafortunada experiencia que
los dejó
literalmente en la bancarrota.
Con camas y petacas se vinieron a la casa que tienen en las cercanías de
Los Molles (a tres
kilómetros de la costa). Necesitaban reinventarse y optaron por un
emprendimiento
agrícola. Y los obstáculos no eran pocos: un terreno árido, claramente
afectado por la
sequía, casi sin vegetación y con escaso acceso a fuentes hídricas. Pero
las cartas ya
estaban echadas y este matrimonio ya lleva más de dos años navegando contra
la
corriente, con un negocio basado en esfuerzo, entusiasmo, creatividad y el
apoyo de
INDAP.
Es que Macarena se enteró de los beneficios a los que podía optar al
ingresar al Programa
de Desarrollo Local, Prodesal, La Ligua, y no lo pensó dos veces.
Resultado: ahora en su
calidad de usuaria ya ha recibido apoyos en capital de trabajo, bonos de
emergencia por
sequía y fondos para proyectos del Programa de Turismo Rural, con el que
iniciaron la
“Granja La Pachamama”.
Con sólo 5 mil litros de agua a la semana (la que les llega a través de un
camión aljibe)
fueron capaces de comenzar con la crianza de ganado, producir su propio
forraje verde
hidropónico para la alimentación de sus animales y cultivar hortalizas,
además de utilizar
el guano para producir gas metano, el que utilizan para la cocina e incluso
para iluminar su
casa.
“Como no tenemos la posibilidad de tener más agua nos hemos enfocado en
tratar de
reciclarla y utilizarla de la mejor manera posible como, por ejemplo,
generando el forraje
verde, cultivando hortalizas en camellones reciclables con riego a goteo y
la reutilización
del agua. Esto nos genera un gran beneficio, porque nos da la posibilidad
de tener
nuestras propias frutas y verduras y también alimento para los animales”,
explica
Macarena.
FORRAJE HIDROPÓNICO
El forraje es producido en forma artesanal y con materiales reciclados.
Utilizan dos litros
diarios de agua para regar uno de los mesones de madera (tienen 6) de ocho
por dos
metros, donde se encuentran las semillas de avena que, previamente han
pasado por un
proceso de lavado y reposo en oscuridad. Luego de seis días el forraje está
listo para ser
consumido por los animales. Cada kilo de avena es capaz de producir 10
kilos de forraje
verde hidropónico.
“Es el mejor alimento que podemos producir para nuestros animales en este
momento de
sequía. Les genera un aporte proteico e hidratación, por lo tanto, el
ganado produce más
leche. Esto en conjunto con una dieta que les hacemos con alimento seco.
Cada kilo de
avena se transforma en 10 kilos de forraje que nos permite alimentar 140
animales entre
vacas, cabras, ovejas, alpacas, cerdos, jabalíes, conejos y pavos”, destaca
Macarena.

CULTIVO DE HORTALIZAS
Además del forraje hidropónico, aplican al máximo la eficiencia en sus
procesos
productivos. En el cultivo de hortalizas reutilizan bateas de plástico de
desecho y como
sustrato usan el guano compostado de sus animales. “Tenemos bateas
recicladas
dispuestas en pendiente, lo que permite regar por goteo y reciclar el
excedente del agua
al otro extremo de la batea para regar los camellones restantes con las
verduras que
producimos, como repollos, tomates, zapallo italiano, cebollas, betarraga y
acelgas”,
indicó.
En cuanto al apoyo de INDAP han recibido diversos incentivos y asesorías
técnicas del
Prodesal, créditos para la compra de semillas de avena (para producción de
forraje
hidropónico) y mejora de corrales. Por otro lado, a través de apoyos de
emergencia,
durante el año pasado recibieron bonos por sequía y capital de trabajo para
insumos y a
través de un proyecto de turismo rural se adjudicaron proyecto para
equipamiento de
visitas guiadas.
BIOGÁS
A pesar de la dura sequía que golpea a la comuna de La Ligua, esta pareja de
emprendedores lejos de desanimarse por la situación, continúa fortaleciendo
su
emprendimiento lo que los ha llevado incluso a la producción de gas metano
con la
reutilización del guano de sus animales. Proyecto que los tiene
entusiasmados, porque
gracias a esto ahora pueden tener su propio biogás que utilizan para la
cocina y otros
enseres domésticos e incluso iluminar su casa.
“La importancia del biogás es porque estamos reutilizando todo el guano de
los animales.
Esto nos está dando gas para producción de un año y cuando no tenemos luz
usamos un
generador al que le hicimos la conversión a gas, eso nos permite contar con
energía
eléctrica para nuestro hogar”, explica Macarena.
Su esposo Marco, quien trabaja codo a codo con Macarena en su producción
autosustentable, enfatiza “Macarena es el cerebro y yo el ejecutor. Todo lo
que hay aquí
ha sido fruto de un esfuerzo muy grande. Nuestra vida cambió y nos hizo
mejores
personas y además somos más felices”.
“Estos emprendedores son un ejemplo de cómo optimizar el uso del agua en
condiciones
de extrema sequía. Con el apoyo de INDAP han sido capaces de mantener su
ganado a
partir de la producción de forraje hidropónico. Iniciativa que queremos
replicar en otros
sectores afectados por la escasez hídrica”, dijo el director regional de
INDAP, Fernando
Torregrosa.